Las ayudas municipales o de diputación para el recibo del IBI: Un arma de doble filo

Escrito por Jiménez & Asociados el Martes, 16 Junio 2015. Publicado en Impuestos, Fiscalidad

Ciudadanos que no debían realizar la declaración de la renta, obligados este año a presentarla

Declaración de la Renta obligatoriaY es que no es oro todo lo que reluce. Desde junio de 2013, fue anunciado con bombo y platillo unas subvenciones provenientes de la Diputación Provincial de Málaga y determinados ayuntamientos de la zona, tendentes a paliar una realidad, por otra parte fácil de solventar con una nueva revisión catastral, pero que finalmente salió de todos nuestros bolsillos a razón de unos 5 millones de euros. Y es que, ciertamente, el valor catastral de las viviendas, en algunos casos, es incluso superior al de venta real y, a causa de esa valoración los ayuntamientos se embolsan anualmente de los contribuyentes unas cantidades que, muchos de nosotros, no podemos afrontar.

La medida fue bastante criticada al principio, ya que muchas personas se quedaban fuera de esa ayuda. En algunos casos, como el denunciado por el Defensor del Pueblo Andaluz, quedaba excluido simplemente por ser emigrante, estar trabajando en otro país, y sin posibilidad de estar empadronado en la provincia de Málaga. Otros, porque su residencia superaba los 100.000 euros como valor catastral, que era la cuantía establecida como límite para recibir dicha subvención, dejando fuera al 87% de los inmuebles. Y muchos, porque directamente los tributos de sus ayuntamientos no estaban gestionados por el Patronato de Recaudación Provincial.

Pues bien, una vez recibida esta ayuda, la cual aparece en el correspondiente recibo del Impuesto sobre Bienes Inmuebles del año 2014, descubrimos una segunda parte que, como anunciamos en el titular, se convierte en un arma de doble filo, ya que para muchos, los 40 o 50 euros de ahorro, les obliga este año a realizar la declaración de la renta, incluso si por los motivos anunciados por la Agencia Tributaria para esta última campaña, no debía presentarla. Siempre y cuando la suma de todas sus rentas supere los 1.000 euros anuales.

Los titulares en los principales medios de comunicación escrita de la provincia de Málaga, como son Diario Sur o La Opinión de Málaga, ya alzaron su voz de alarma durante este pasado mes de mayo, con titulares como "Miles de contribuyentes de Málaga, forzados a hacer la declaración por recibir ayudas públicas""Hacienda ´castiga´ a los perceptores de ayudas al IBI de la Diputación" o, finalmente el "apaño" de "La Diputación estudia cómo pueden los afectados devolver las ayudas del IBI", poniendo nuevamente la carga sobre los hombros del contribuyente.

Efectivamente, la medida, en principio beneficiosa, se ha convertido en un grave problema para los propietarios de viviendas residentes en la provincia de Málaga, no solo por la cuantía a declarar, sino por la posible imposición de sanciones a quienes no presenten la declaración de la renta, o los gastos no previstos de asesoría o gestoría para aquellas personas no acostumbradas a realizar este trámite por encontrarse por debajo de las indicaciones de Hacienda.

A pesar de que los servicios jurídicos de la Diputación siguen buscando una medida "de urgencia" para este problema, ya que el plazo de presentación de rentas acaba el próximo 30 de junio, no termina de llegar, con el consiguiente enfado y temor de todos los contribuyentes afectados.

Para cualquier consulta, no dude contactar con nosotros en nuestras oficinas de San Pedro Alcántara y Marbella, o bien, rellenando el formulario para una consulta inicial gratuita:

.

Sobre el autor

Leave a comment

You are commenting as guest. Optional login below.